Ares de Parga en PELIGRO de salir de Pumas

México.- Los días de Rodrigo Ares de Parga en la presidencia del Club Universidad Nacional estarían contados.

Y es que el conflicto que se suscitó el pasado 3 de septiembre en la explanada de Rectoría de Ciudad Universitaria, donde un grupo porríl agredió a alumnos del CCH Azcapotzalco, podría influir en Pumas.

Esto debido a que la permanencia de Enrique Graue como rector está en duda, lo cual pone en la misma situación a Rodrigo Ares de Parga, con quien sostiene una buena amistad.

“Resulta que hace unos días me contaron que el mandamás de los Pumas andaba muy emocionado haciendo cuentas sobre los años que le quedan en la presidencia y cuántos serían con su reelección e incluso todo le cuadraba perfecto con los años que le quedan a su amigo, el Rector Enrique Graue, con todo y la reelección, por lo que andaba bien contentote porque los dos periodos coincidían, pero sorpresota que se llevó porque con todo el caos que hay ahorita en la UNAM, hasta la ‘cabeza’ del Rector anda peligrando y junto con la de él, la suya, por lo que dicen que en cantera otra vez (y como casi siempre) andamos nerviositos y estresados”, mencionó el diario Récord.

Habrá que esperar en qué termina este caso, pero lo cierto es que Ares de Parga ya no se siente tan seguro al frente de los felinos, que actualmente ocupan el cuarto lugar de la clasificación general.

“Y ya que andamos con eso de la UNAM y los Pumas, otro que se vio afectado por el relajo de los ‘porros’ fue Miguel Fraga, aunque no directamente. Resulta que Teófilo Licona, es el coordinador operativo de la vigilancia UNAM y también es tío del portero de los Pumas, la cosa es que con el caos, heridos y demás, pues el mejor conocido como el ‘Jefe Cobra’, acabó en el ‘ojo del huracán’ porque dicen que no hizo gran cosa para evitar los trancazos al pie de la Rectoría, y por eso me lo regañaron feo, y cuentan que de momento me lo tienen en la banca hasta nuevo aviso”, agregó en la columna El Francotirador.